900 83 49 68 info@topozono.com

Tratamientos con ozono para aguas de aporte

Ozonización de Agua para los Procesos Productivos y el Lavado

El agua para procesos y lavado suele proceder de pozo o bien de la red de abastecimiento público. Para que el caudal entregado se mantenga en unos niveles óptimos de salubridad, tanto el agua almacenada en depósito como la que proviene directamente de la red pública, suele desinfectarse mediante el empleo del cloro, reconociéndose en su uso muchos peligros debido a su gran toxicidad. Además, en combinación con otras partículas, el cloro reacciona creando residuales también tóxicos. Como añadidura, muchos patógenos son cloro-resistentes.

Aparato de ozono para el agua

Empresa productora de ozono

Realizamos instalaciones industriales a medida para cada proyecto. En esta web encontrarás, además, una extensa variedad de Aplicaciones y Tratamientos con Ozono, tanto a nivel industrial como semi-industrial.

Saneamiento de instalaciones y equipos de proceso

Las instalaciones cerradas como son las tuberías, los recipientes y vaporizadores que entran en contacto con la comida y la bebida procesada o fresca, así como toda clase de maquinaria, deben mantenerse limpias y saneadas. El poder superior de oxidación del Ozono en comparación de otros desinfectantes lo convierten en el sustituto completo a los productos químicos desinfectantes tradicionales. También es válido para prescindir del tratamiento térmico característico de componentes como son los intercambiadores de calor y las válvulas. El ozono se utiliza entre muchos otros procesos productivos para:

  • Producción de leche, envasado y en sus derivados.
  • Procesado de zumos de frutas.
  • Manejo de productos frescos como la fruta, verduras, especias, pescado o carne.
  • Producción de salsas.
  • Empresas cerveceras y producción vitivinícola.
  • Higienización en plantas embotelladoras de agua.
  • Producción de productos para el cuidado personal.

Lavado de alimentos y Cintas transportadoras

La manipulación de productos frescos en equipos de proceso abierto implica una posible contaminación cruzada de bacterias y todo tipo de microorganismos en el anaquel.

El único subproducto de una desinfección con Ozono es el oxígeno (compuesto natural resultante del Ozono), asegurando altos estándares y frescura en los procedimientos de manejo de alimentos frescos. Al no alterar las características organolépticas de los alimentos, el Ozono es considerado indispensable para el enjuague de frutas y verduras, verdura fresca y cualquier otro producto no procesado.

 

Aclarado de envases, llenado y empaquetado

Para prolongar la vida útil de los alimentos, la ozonización proporciona una desinfección eficaz tanto de los envases como en el aclarado de las botellas.

Utilizar el agua ozonizada para el llenado de los envases que requieran agua con el alimento, como puede ser el pescado, etc., aportará una seguridad extra en su conservación.

La incorporación del Ozono en el Agua

Ozonizador de agua

Tras generar el Ozono, deberemos incorporarlo al agua a tratar, hasta el límite de concentración deseada. Como vehículo portante se empleará oxígeno con una concentración determinada de Ozono, que será disuelto en el agua mediante un inyector Venturi de alta eficiencia. Normalmente, la relación de concentración está en 1/10, donde 10 g O3/m3 de aire permitirán obtener 1 g O3/m3 de agua; es decir 10m3 (10.000 litros) de aire ozonizado por cada m3 (1.000 litros) de agua.

La elección del equipo apropiado a desarrollar para el tratamiento de agua dependerá de diversos factores, como son la calidad del agua, su procedencia, el caudal de renovación, el volumen a tratar, el residual de O3 en gr/m3 que deseamos obtener, la presión en el punto de aplicación, la agitación, la temperatura, etc. Además, tendrá que tenerse en cuenta que la transferencia del Ozono al agua se rige por la ley de Henry, es decir, que las cantidades disueltas se obtendrán en función de la presión y de la temperatura del momento.

En el agua, el Ozono se descompone más lentamente que en el aire. Existen determinados factores que favorecerán una descomposición mucho más rápida:

  • Un aumento de las materias oxidables. A mayor concentración de materia orgánica y otras moléculas oxidables con Ozono, mayor consumo del mismo.
  • Un aumento de la temperatura. A medida que aumenta la temperatura, y especialmente por encima de los 40ºC, el Ozono se desintegrará con mayor celeridad. Así, con agua fría es mucho más efectivo.
  • Una elevación del pH. Un pH ácido facilitará el trabajo del Ozono.

El Ozono posee características oxidantes muy enérgicas que aprovechamos para degradar o eliminar ciertas sustancias orgánicas o minerales indisociables. La acción oxidante del Ozono en el agua se presenta de tres formas diferentes:

  1. Oxidación por pérdida de un átomo de oxígeno. En este caso, se obtienen reacciones muy enérgicas, pero comparables a las obtenidas con otros oxidantes.
  2. Oxidación directa por la adición del Ozono en el cuerpo a oxidar. Es la primera fase de la ozonólisis. Aquí se produce la formación de ozónidos, especialmente cuando actúa sobre compuestos no saturados que poseen dobles enlaces o triples enlaces. Los ozónidos son inestables y al destruirse, producen un desdoblamiento químico de la molécula orgánica. Este efecto es muy importante si se compara su eficacia con la del cloro.
  3. Oxidación actuando como catalizador. El Ozono favorece la función oxidante del propio oxígeno que acompaña al aire ozonizado. En la acción catalítica, el oxígeno, presente simultáneamente con el Ozono, es el oxidante principal, ya que la reacción se produce a temperaturas más bajas y a una velocidad mayor que en presencia del oxígeno o del aire únicamente. Contrariamente a lo que ocurre con muchos catalizadores, debido a la propiedad de autodestrucción que posee el Ozono, éste no sobrevive después de los procesos reactivos en los que participa y por tanto, como residuo sólo encontraremos el propio oxígeno.

Las reacciones de adición y acción catalítica son muy numerosas e interesantes en el tratamiento de aguas. Numerosas sustancias, orgánicas o minerales, son sensibles a la acción del Ozono, incluso en condiciones especiales como son el frío y en un medio diluido. Entre las sustancias eliminables por ozonización podemos citar las siguientes:

  • Contaminantes convencionales. Fe, Mn, ácidos húmicos y fúlvicos o huminas, proteínas y ácidos aminados.
  • Micro-contaminantes orgánicos. Detergentes, fenoles, hidrocarburos, pesticidas.
  • Componentes responsables del deterioro del sabor, color o del olor de las aguas.

Soluciones de ozono de alto componente tecnológico

El centro neurálgico de Top Ozono en Barcelona permite a la empresa ofrecer soluciones de ozono para cualquier tipo de cliente y sector a nivel internacional. ¡Conoce la última tecnología en generación de ozono!

Características del tratamiento con Ozono

  1. El Ozono es uno de los oxidantes más potentes utilizados en el tratamiento de aguas, siendo su potencial de oxidación de 2,07V, muy superior a los 1,36V del Cloro Gas. Por tanto, el Ozono es el más potente de los desinfectantes en general.
  2. Los subproductos de las materias orgánicas (aldehídos, fenoles, ácidos carboxílicos, etc.), originados por la oxidación con Ozono, son similares a los originados por la degradación natural biológica y por tanto, no aparecen residuos distintos de los que aparecerían en una degradación normal debida a la exposición al oxígeno del aire.
  3. La adición de Ozono al agua, no añade ningún compuesto químico extraño y tampoco aumenta la concentración de sólidos totales disueltos.
  4. El tratamiento con Ozono no aumenta la alcalinidad del agua.
  5. El Ozono, disuelto en agua tiene una vida media muy corta y generalmente, en agua limpia no quedan trazas después de 60 minutos. Como contrapartida, el uso de Ozono no es indicado para tratamientos donde se exija un oxidante residual a lo largo de una conducción en la que el consumo se produzca pasados uno 15 minutos (el tiempo es relativo, ya que dependerá siempre de la cantidad de ozono disuelto, la temperatura, nivel de acidez, etc.). En estos casos, usaremos otros sistemas concomitantes como el dióxido de cloro (ClO2) o el cloro libre.
  6. La oxidación de algunas materias orgánicas producida con Ozono mejora la floculación, sirviendo las sales férricas también oxidadas como coagulante.
  7. Cuando el Ozono reacciona con una pequeña parte de peróxidos de hidrógeno, las tasas de oxidación de algunos compuestos orgánicos (PCE y TCE) se incrementan muy rápidamente.
  8. El Ozono oxida rápidamente las sales de hierro y de Manganeso disueltos en aguas freáticas o embalsadas, produciendo óxidos insolubles, que podrán ser eliminados fácilmente en un proceso de decantación.
  9. La oxidación parcial de muchas estructuras orgánicas aumenta la biodegradabilidad de las mismas, con lo cual, al pasar posteriormente por filtros de arena, muchos de estos compuestos carbónanos serán convertidos en CO2 y en agua.

Reutilización del Agua Residual

A diferencia del cloro y otros desinfectantes, el Ozono no produce ningún subproducto dañino. El agua ozonizada utilizada en la desinfección puede reutilizarse para fases como el prelavado. Esto permite reducir el consumo de agua de todo el proceso, implicando además una menor carga para las plantas de tratamiento de aguas residuales.

Protección contra el óxido

Todo desinfectante, ya sea el cloro, el bromo o el Ozono, basa la desinfección en la oxidación que produce, tanto en los microorganismos como en otro tipo de tóxicos. Las consecuencias derivan también en una mayor o menor oxidación de todos los metales que se encuentre al paso de esa agua desinfectante.

Ante la acción de cualquier producto desinfectante es recomendable valerse de una protección, como puede ser la de un dispositivo descalcificador electrolítico basado en la disolución de cinc, el cuál transformará el agua en un elixir protector contra el óxido.

Fabricante de generador de ozono
Fabricante máquina ozono

Beneficios de la Ozonización

  • Eliminación de virus, bacterias, hongos, mohos, esporas y algas
  • Máxima desinfección del agua y el depósito
  • Oxidación de hierro, manganeso, y otros metales
  • Reducción de DQO y DBO
  • Eliminación de toxinas, fenoles y detergentes
  • Sistema totalmente automático
  • Sin reposiciones de productos químicos
  • Respeta el medio ambiente
  • Mínimo consumo eléctrico y mínimo mantenimiento
Ozono España

Ozonización de depósitos

  • Alta desinfección sin residuos
  • Máxima calidad del agua
Generación de ozono
Abrir chat
1
Hola
¿En que podemos ayudarte?